Un encuentro entre dos gigantes

El 8 de Octubre de 1986, Garry Kimovich Kasparov retenía por vez primera la corona mundial de ajedrez, al culminar en tablas la 24° partida de su tercer match con Anatoly Karpov. El encuentro, el tercero de los enfrentamientos por el título mundial que ambos ajedrecistas sostuvieron, y el primero en el que Kasparov exponía la corona que arrebatara al mismo Karpov en 1985.

Por Horacio R. Olivera
kasparov-y-karpov-en-el-match-de-londres-1986-lothar-schmid-es-el-arbitro
Londres: Kasparov, Karpov y Lothar Schmid

El 28 de Julio de 1986, la primera ministra británica, Margaret Thatcher, inauguró la competencia y el mundo ajedrecístico todo, como suele suceder ante acontecimientos de semejante magnitud, alteró su pulso normal: se decidía, una vez más, la primacía entre los dos jugadores más extraordinarios de los años ´80.

La contienda, pactada a 24 partidas o a las primeras seis ganadas, tendría lugar en Londres en su primera mitad, trasladándose a Leningrado para su conclusión y tenía su origen en el uso del estipulado derecho de revancha al que optaba Karpov, tras haber resignado su título en Moscú durante el año anterior.

La primera parte del match fue una dura y pareja lucha de ida y vuelta, con partidas emocionantes y no menos emocionantes apremios de reloj. Al finalizar esta rueda de Londres, el campeón se imponía por 6,5 a 5,5 y se esperaban duros combates en Leningrado.

 Por cierto, los hubo. Kasparov, en plan atacante, ganó las partidas 14° y 16°, adquiriendo una ventaja de tres puntos que se evaluaba como indescontable. Sin embargo…tenía enfrente a Karpov. El retador, para asombro de todos, se sobrepuso a la adversidad y logró tres triunfos consecutivos, igualando el marcador (partidas 17º, 18º y 19º).

Kasparov entró en crisis y acusó a uno de sus segundos, Vladimirov, de estar pasando información secreta (aperturas, suspendidas, etc.) al bando contrario, por lo que lo despidió inmediatamente, pese a no tener pruebas concretas en su contra (aún así, sostendría años después la acusación, y la haría extensiva a Dorfman, otro miembro de su equipo).

Sorprendentemente, y en lugar de aprovechar el impulso que tres victoria seguidas le habían dado y el consecuente bajón anímico de su adversario, Karpov, tal vez agotado por el esfuerzo, pidió un aplazamiento en la partida 20°, lo que permitió al campeón recuperarse psicológicamente para afrontar el resto del combate.

fase-de-leningrado-1986
Leningrado

Los juegos 20° y 21° acabaron empatados y la tensión alcanzaba su punto culminante. La partida 22° fue un gran combate: el campeón logró una pequeña ventaja de apertura, pero Karpov se defendió entregando un peón para conseguir contrajuego. En medio de fuertes apuros de tiempo, llegaron  al momento de la suspensión, en una posición donde a simple vista, parecía probable que el desafiante pudiera mantener la igualdad. Pero sin embargo, Kasparov meditó largo rato su jugada secreta y halló una oculta posibilidad que como demostraron los posteriores análisis, llevaba irremisiblemente a la victoria, concretando su triunfo tras la reanudación en solo seis jugadas más.

A falta de dos juegos, el campeón solamente necesitaba un punto más, pues un empate en el tanteador le bastaba para retener la corona. Karpov apeló a lo mejor de sí y luchó hasta el final, pero no pudo quebrar a su rival y el match terminó al cabo de las 24 partidas, con la victoria de Garry Kasparov, que como consecuencia retuvo su título mundial.

No sería este el último enfrentamiento entre estos dos incomparables genios del tablero, que volverían a verse las caras al año siguiente y más adelante en 1990, en sendos matches con el título en juego. Si bien en todos los encuentros (excluído el inconcluso de 1984) Kasparov resultó triunfante, al analizar los resultados de las partidas individuales de los mismos, se destaca el hecho que el campeón obtuvo sobre su archi-rival una diferencia de sólo dos puntos sobre un total de 144 partidas, lo que, sin sombra de duda, habla de la enorme paridad de fuerzas de estos dos colosos ajedrecísticos, dueños por mérito propio de un sitial destacado en la historia grande del ajedrez de todos los tiempos.


 Elo123456789101112131415161718192021222324Puntos
Garry Kasparov2740½½½10½½1½½½½½1½1000½½1½½12½
Anatoly Karpov2705½½½01½½0½½½½½0½0111½½0½½11½


Visor con todas las partidas del match


 

Un encuentro entre dos gigantes